2008/01/20 | By: Amparo

Soledades

10 comentarios:

María Manuela dijo...

No te sientas sola churri, que yo estoy aquí, a cien metros de tu soledad.

María Manuela dijo...

Y eso, me voy ahora mismo a comprobar que no estás triste. Pon la cafetera, pero sin churros plis.

Fernando S. dijo...

para mi la soledad es una compañera...no hablo de la que nos marca la piel, los cms. que nos separan tantas veces entre las personas que queremos y nosotros..no, esa no, hablo de la que todos llevamos dentro desde que nacemos y que muchos, no tú, confunden con la exterior...besos y espero que M.M. te lleve churros.

Caminodelsur dijo...

Hola Amparo, aca es medio día, hermoso video, y la soledad cada tanto nos visita, es mejor ser su amiga en la medida de lo posible.

Te dejo una sonrisa.

mia dijo...

amparo....

qué bien lo dice Mario!

después de todo siempre

siempre llega la soledad!

Y si le respondes con su

propio"Defender la alegría" ?

Maráa Manuela,qué envidia

me has dado,aunque salga

corriendo,o volando,no llego

Hacedme un hueco en la soledad...

besos

ybris dijo...

La soledad siempre me fue amable compañía, quizás porque porque siempre la deseé sin alcanzarla.
Y, sin embargo sé que hay soledades más temidas que deseadas que un día vendrán dolorosamente.
Después de esa soledad intuye uno un gran dolor.

De todos modos hoy me quedo con la belleza del poema de Benedetti que más me llama al deseo que a la tristeza.

Desde aquí mi compañía y un beso, Amparo.

mia dijo...

buenos días Amparo

hoy no has pasado

y como no me gusta

tu silencio,si no pasas

te he de llamar!

muchos besos

Xiketä dijo...

La soledad es una palabra que me da miedo, quizás porque a veces la siento y no me gusta.
No me gusta sentir soledad cuando estoy rodeada de gente, ni cuando no eres capaz de apreciar a la gente que te ecompaña de verdad porque la soledad que te hace sentir el resto es más fuerte.
Quizás ahora te entiendo...
Espero que la compañía de tu buena amiga MM te ayude!
Besos Amparico, tengo ganas de hablar contigo, conéctate algún día, por fa.
Muchos besicos otra vez!

mia dijo...

amparo

qué suerte que nada

es eterno!hoy has pasado

y hemos roto la barrera

de jazmines para

encontrarnos...

besos

Marian dijo...

Es mala la soledad cuando se encuentra sin ir a buscarla, por eso hay que elegir bien la o las compañías que han de estar a nuestro lado eternamente...que sólo sea la naturaleza quien nos separe de nuestros seres queridos y que sea muy muy muy tarde.
Amparo, tienes un bonito blog que me gustaría leer poco a poco, con tu permiso seguiré visitándote.
Un saludo.